201712.27
0

Como dijo J. P. Sergent, «el éxito no se logra solo con cualidades especiales. Es sobre todo un trabajo de constancia, de método y de organización». Nosotros estamos tan de acuerdo con esta afirmación que ha forjado nuestra filosofía de empresa y nuestra metodología para la exportación.

Y es que para Linkingmarket, una buena metodología para la exportación es básica para garantizar su eficacia y su éxito. No se pueden dejar cabos sueltos ni jugar a la improvisación. La ruta a seguir y cómo llevarla a cabo han de estar claras desde el principio. Y por ello es tan importante para nosotros la metodología para la exportación.

Pero… ¿qué queremos decir con metodología para la exportación?

La metodología para la exportación son los pasos que siempre seguimos en nuestros proyectos a la hora de internacionalizar una empresa. Independientemente del sector al que se dedique y los productos que venda y/o quiera exportar, los pasos que seguimos para analizar, asesorar y preparar a una empresa de cara a la exportación son siempre los mismos.

Nuestros muchos años de experiencia nos han permitido desarrollar un saber hacer que asegure el éxito de nuestros proyectos, atendiendo a las necesidades y recursos de nuestros clientes.

Metodología

¿En qué consiste nuestra metodología para la exportación?

Como ya hemos dicho antes, no dejamos nada a la improvisación y así evitamos errores. Para asegurar el éxito de la internacionalización de la empresa de nuestro cliente, trabajamos exhaustivamente con él siguiendo el siguiente proceso:

  • En primer lugar, es básico auditar la empresa que quiere internacionalizarse. Así sabremos en qué punto se encuentra y si está preparada para afrontar pedidos internacionales. Si dicha empresa no está suficientemente capacitada para ello, aconsejamos a los directivos de la misma esperar hasta estar preparados.
  • Buscamos los mercados idóneos de destino para los productos o servicios a internacionalizar. Es decir, aquellos mercados donde resultarían interesantes debido a la demanda interna.
  • Analizamos los precios de la competencia en dichos mercados para poder ofrecerlos a un precio competitivo.
  • Aconsejamos a nuestro cliente si debe mejorar la imagen de su marca: packaging y presentación de sus productos, web corporativa, storytelling, etc.
  • Creamos una agenda de contactos internacionales. Buscamos potenciales clientes con interés real en los productos o servicios de nuestro cliente. Concertamos una cita con ellos para presentar lo que se desea exportar.
  • Acompañamos a nuestro cliente a las reuniones con sus potenciales clientes. Actuamos como un representante de ventas de su propia empresa. Negociamos por ellos en caso de que no sepan comunicarse en otros idiomas.
  • A la vuelta del viaje hacemos un seguimiento de los contactos efectuados. Realizamos todas las funciones de un departamento de exportación.

Esta metodología para la exportación, sumada a nuestra experiencia nos ha permitido obtener excelentes resultados a la hora de internacionalizar las empresas de nuestros clientes.

¡Contacta con nosotros si deseas obtener más información!